Caricachupas presenta: Londres

Londres es como un eterno juego de Caricachupas. Si no están familiarizados con éste, no se preocupen, es muy simple: se dan dos manotazos en los muslos y después se aplaude dos veces. Mantengan este ritmo mientras repiten: “Caricachupas (clap, clap), presenta (clap, clap), nombres de [inserte campo semántico de su preferencia] (clap, clap), por ejemplo…” , entonces, los jugadores se turnan dando ejemplos que pertenezcan al campo semántico mencionado; cuando a alguien se le agotan las ideas, tiene que dar un buen trago a su bebida y después se reinicia el juego una y otra vez.

Así, cuando uno camina por Westminster, de pronto se encuentra haciendo un listado de elementos anquilosados que dan sentido a una forzada, pero pintoresca, identidad londinense, o sea: “Caricachupas (clap, clap), presenta (clap, clap), nombres de (clap, clap) prototipos británicos obsoletos (clap, clap), por ejemplo (clap, clap): monarquía (clap, clap), arquitectura neoclásica (clap, clap), cabinas telefónicas (clap, clap), taxis negros (clap, clap), camiones rojos de dos pisos…”. Una vez que a uno se le acaban los elementos de este campo semántico, se tiene que detener a beber en algún pub. Ni modo, así son las reglas del juego.

Cada vez que se entra a otro barrio, el juego se reinicia. Candem y Shoreditch, por ejemplo, pertenecen a otro campo semántico muy distinto al de Westminster, éste no tiene nada de anquilosado, por el contrario se enfoca en la renovación y recuperación, o como dirían los hipsters: “Caricachupas (clap, clap), presenta (clap, clap), nombres de (clap, clap) gentrificación urbana (clap, clap), por ejemplo (clap, clap): fábrica transformada en galería de arte (clap, clap), comedor orgánico farm to table (clap, clap), gente que viste para hacer un statement (clap, clap) graffiti cubriendo las paredes de una clínica mental abandonada…”. Lástima, se acabaron las ideas, habrá que parar a tomar la cerveza artesanal que preparan en algún gastrobar local.

Ahora nos encaminamos hacia Picadilly Circus, y todo es un circo de laberínticas tiendas de LEGO, M&M’s y Nickelodeon. Este juego ya llegó muy lejos, ¿Alguien puede explicar cómo es que se detiene?

– Carlota

Anuncios